Tuesday, July 30, 2013

Algo más que escribir

El verano me puede. Me da sueño, hambre y hace que quiera ir a la playa pero se me quitan las ganas al pensar en toda la gente y, sobre todo, arena que hay. Así que cuando puedo me aprovecho de las amistades para ir a la piscina, mojarme un rato y hablar de todo un poco.
El verano es una de las peores épocas, a mi parecer, para leer. Hay demasiadas cosas por hacer como para leer. En la calle hace demasiado calor y los trenes están abarrotados. El invierno gana de calle con sus estufitas o la mantita en los pies mientras lees hasta que te entra sueño, en tren hacia el trabajo o la universidad o en ratos que no sabes qué hacer y hace demasiado frío como para salir a pasear. También están las fiestas y demás.
Y, sin embargo, este verano ya me he leído dos libros (para mí son muchos teniendo en cuenta que cuando escribo me prohíbo leer para no tener ideas nuevas). Estos dos libros forman parte de la saga (o trilogía) Las Tierras de Narph, de Fran Protillo. Cortos, intensos y simplemente deliciosas novelas (me encanta el olor de un buen libro por la mañana, ya que el café me sienta fatal). Lo que más me enamora de estos es el mundo que Fran ha creado para su historia. Cultura, lengua,... Básicamente lo que intenté decir en la presentación en Mataró pese a mi tartamudeo (cosas de los nervios).
Sólo sé que pocas veces me he puesto tan nerviosa -.- . Al final me tendré que poner en medio del paseo marítimo a hablar en voz alta para acostumbrarme ^^. Bueno... La verdad es que no sé qué me pasó porque he hablado en público algunas veces y he estado bien. Pero claro, hablaba de mis novelas. Y cuando me pongo a hablar de ese tema no paro. Mi mente desconecta y paro de hablar cuando se me recalienta el cerebro XD
Creo que me he ido por las ramas... Estaba hablando del verano. Del verano y del invierno que hay en mi casa porque aquel cuyo nombre no voy a decir (o escribir) es tan caluroso que estamos en casa como si fuera una caverna de hielo. Mi perra está todo el día hecha una bola y yo me paso la hora de la siesta con el ganchillo haciendo aminekos:
De izquierda a derecha, para mi hermano, para mi hermana y para un cumpleañero. No si me va a pasar lo mismo de siempre y al final no me haré ninguno para mi.
Ahora ya no sé de qué quería hablar exactamente pero ya haré otra entrada cuando me acuerde jeje. Bye!